REFUGIO GUERRA CIVIL  nº307

Poble Sec, Barcelona

Por Eulalia Fernández

Durante la Guerra Civil, se construyeron en Barcelona numerosos refugios antiaéreos para resguardar a la población de los continuos bombardeos que sufría la ciudad, sobre todo de la aviación italiana y alemana, con los famosos aviones “ Savoia”, así como del destructor “ Eugenio di Savoia”.

Al principio de la guerra, la gente se resguardaba en los sótanos de las casas y en las estaciones del metro de la ciudad. La mayoría de refugios se construyeron en los subterráneos de los edificios y de las fábricas.

Este refugio en concreto  se construyó en 1937 en la montaña de Montjuich. Es visitable y es uno de los mejores conservados de los casi 1.400  refugios que se construyeron en Barcelona. Está situado en el carrer Nou de la Rambla, en el barrio de Poble Sec, y  está  identificado con el  nº307. En un principio contaba con  400 metros  de longitud en total, de los que en la actualidad sólo son visitables 200m.,distribuidos en varios túneles, con 3 aberturas al exterior que dan a diferentes calles. Los túneles tienen 2 m. de alto y 1,6 m. de acho. Tenía capacidad para acoger unas 1.000 personas, la mayoría de las cuales solían ser ancianos, mujeres y niños, ya que los hombres estaban  luchando en el frente. Está construido por los mismos vecinos del barrio, con materiales y herramientas de ellos mismos se procuraban, aunque tuvieron subvenciones y ayuda de los Ingenieros de la Generalitat. Consta en su interior de numerosos túneles, varias letrinas, un manantial  natural de agua de la montaña de Montjuich, sala para guardería, sala de enfermería, sala para un grupo electrógeno y numerosos bancos.

Estaba construido con mortero en paredes y techos, y con una segunda capa de ladrillos puestos en horizontal. En el techo se utilizó la volta catalana. Además, los pasillos estaban construidos en zig-zag para evitar el impacto de las explosiones. También estaba pintado con cal blanca para favorecer la luminosidad.

Disponía de bastantes letreros en las paredes, con consejos de higiene y pautas de comportamiento para favorecer la convivencia y evitar discusiones.

Al acabarse la Guerra Civil, el refugio quedó abandonado, y posteriormente fue utilizado por una familia emigrante que lo usó como vivienda durante 10 años.

Actualmente lo gestiona el Museo de Historia de la Ciudad , MUHBA.


  Entrada                                           


Exposicion de fotos

                                                               

Letreros

 


Doble túnel

Letrinas ( hombres y mujeres)

Chimenea excavada en la piedra

Manantial agua de la montaña

Enfermeria (agujeros en la pared para sostener las camillas y doble suelo)

Detalle de las paredes con los ladrillos de tipo mahón en horizontal

Mapa original del Proyecto

Mapa actual